fbpx

El Nacimiento desde “dentro”

El nacimiento ha sido tradicionalmente objeto de estudio e investigación desde el punto de vista de la madre. Ella, siempre ha sido vista como el agente más activo y responsable en el proceso del parto.

Hasta la primera mitad del siglo 21 no ha habido investigadores interesados en ver el nacimiento desde la perspectiva del viajero, el bebé, ésa personita que también sufre y padece una de las grandes transiciones de la vida…su “nacimiento”.

¿Qué siente el bebé durante las distintas etapas de su nacimiento?

Desde fuera, ¿le ayudamos o se lo ponemos más difícil?

¿A qué dificultades se enfrenta?

En las últimas dos décadas se han hecho investigaciones científicas, terapéuticas y psicológicas al respecto. Emerson y Raymond Castellino nos hablan de la importancia de esta perspectiva.

Lo que siente el bebé y percibe en todo su tránsito desde que empezamos con las primeras contracciones tiene un profundo impacto en su psique, en su cuerpo y más ampliamente, en su forma de enfrentarse a la Vida.

Un bebé descendiendo por el canal de parto es profundamente sensible a variables físicas tales como;

  •  Las resistencias que va encontrando en la pelvis de su madre.
  • Las intervenciones físicas hechas directamente sobre su cuerpo y/o el de su madre tales como; fórceps, ventosa, cesárea…etc.
  •  La presencia o ausencia de medicación que le es suministrada por medio de ella y que impacta profundamente en su sistema nervioso en ése momento y a posteriori.

También es muy sensible en el momento del parto a variables menos tangibles como;

  • El nivel de confianza o miedo con el que sus padres enfrentan el proceso del parto.
  • El clima de respeto en el entorno que lo va a recibir (personas/ entorno físico…).
  • El respeto a su propio ritmo vital y cantidad de energía para afrontar el proceso; lento, necesitando pausas o rápido.
  • Presencia o ausencia del padre y su calidad de su apoyo hacia la madre.

Equilibremos entonces el punto de vista considerando igualmente importante el impacto del nacimiento en madre y bebé incluyendo también al padre como entorno primero y sostén de la familia. De esta forma estaremos considerando una variable históricamente olvidada en relación a los bebés; su hipersensibilidad.

Sirena García. Terapeuta, especializada en nacimiento e infancia.

También te puede interesar...

Artículos populares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *